OBRA SOCIAL HERMANDAD

La Hemandad de la Esperanza de Triana se vuelca con el Centro dentro de su programa de acción social.

Leer más

FORO APOYO FAMILIAR

El Centro de Apoyo Infantil, ofrece este foro de apoyo para las familias, en el que poder compartir, experiencias, problemas, éxitos...

Acceder

RECURSOS Y MATERIALES

Para todos los familiares del Centro, os dejamos materiales que podéis utilizar con los niños para jugar, trabajar, etc.

Acceder

Imprimir

1,4 millones de españoles sufren trastorno por déficit de atención

. Posted in Últimas Noticias

MÁS DE 1,4 MILLONES DE ESPAÑOLES SUFREN TRASTORNO POR DÉFICIT DE ATENCIÓN

 

PERIODICO ABC

J. LUIS ÁLVAREZ / MADRID

Día 27/05/2013 - 14.50h

 

Solo el 1% de los afectados está diagnosticado pese a los riesgos para el desarrollo personal que esta afección representa

 

Más de 1,4 millones de españoles, 300.000 de ellos niños, sufren trastorno por déficit de atención e hiperactividad (TDAH). Sin embargo, solo el 1% de los afectados ha sido diagnosticado por un especialista y se encuentra en tratamiento, pese al riesgo que para el desarrollo personal supone esta afección, cuyos efectos más directos son el fracaso escolar, la drogadicción, la ausencia de relaciones interpresonales o los logros profesionales, según fue puesto de manifiesto este lunes durante la presentación del primer Libro Blanco realizado en Europa, ‘TDAH: hacer visible lo invisible’.

El presidente de la Federación Española de Asociaciones de Ayuda al TDAH, Fulgencio Madrid, destacó la necesidad de actuar de “forma coordinada” entre las administraciones, los facultativos y las organizaciones de pacientes para informar a la población de una afección que “solo conoce mes de 4% de los ciudadanos”. Los sujetos con TDAH presentan síntomas de falta de atención, de hiperactividad e impulsividad, desequilibrios emocionales, problemas cognitivos y comorbilidades. En unos casos están presentes los citados síntomas, en otros solo dos o tres y, además, pueden estar asociados a casos de estrés y ansiedad en niños y mayores.

Por este motivo, Fulgencio Madrid destacó la necesidad de que los afectados sean diagnosticados cuanto antes, cuanto más jóvenes, mejor. El tratamiento del TDAH tiene dos componentes, el psicólogico y farmacológico. Sin embargo, en estos tiempos de crisis y pese a que es la causa de un 25% del fracaso escolar muchas familias “abandonan el tratamiento por no poder pagarlo”, afirma Madrid.

Además de lo que pueda suponer el pago de una consulta al neurólogo, psicólogo/psiquiatra o al pedagogo, el tratamiento farmacológico representa, por término medio, el desembolso de entre 40 y 50 euros al mes. Por ello, desde la Federación Española de Asociaciones de Ayuda al TDAH han solicitado al Parlamento y al Gobierno que sea reconocida como una enfermedad crónica, de manera que la factura por recetas se reduzca a cuatro euros.

Imprimir

DSM-5 AMPLÍA EL RANGO

. Posted in Últimas Noticias

 

 

El DSM-5 amplía el rango de aparición de síntomas de TDAH de 7 a 12 años

Los criterios clínicos no cambian con respecto al DSM-IV, pero sí se especifican situaciones para detectar el trastorno en la edad adulta

Hiedra García Sampedro. Madrid

El campo de la Psiquiatría Infantil es el que más modificaciones ha sufrido en la nueva actualización del manual de la Asociación Americana de Psiquiatría, el DSM-5. En esta guía, los expertos han decidido eliminar el capítulo específico de trastornos del niño y del adolescente, ya que consideran que la patología psiquiátrica tiene una continuidad desde la infancia a la edad adulta.

Los autores que han colaborado en el DSM-5, presentado en mayo, han tenido en cuenta la existencia de trastornos que antes se diagnosticaban solamente en niños, como la hiperactividad o el autismo, y que continúan en la edad adulta, y viceversa, puesto que hay enfermedades en adultos, como la esquizofrenia o el trastorno bipolar, que presentan síntomas previos en la adolescencia o la infancia.

En cuanto al déficit de atención e hiperactividad (TDAH), se amplía el rango de edad de los 7 a los 12 años para poder observar los síntomas y diagnosticar el trastorno. Según Montserrat Pàmias, psiquiatra infantil del Hospital Parc Taulí de Sabadell, existen síntomas del TDAH relacionados con el aprendizaje que aparecen a medida que el niño avanza en la educación primaria. Los criterios clínicos para el diagnóstico no han cambiado con respecto al DSM-IV, pero sí se especifican situaciones para detectar el TDAH en la edad adulta.

 

TDAH y autismo

 

Relacionado también con el déficit de atención e hiperactividad, la nueva actualización del manual permite diagnosticar el TDAH junto a los trastornos del espectro autista (TEA). Hasta ahora, los dos diagnósticos a la vez eran incompatibles. En cuanto al autismo, se reducen las categorías de síntomas de tres a dos. Se contemplan las dimensiones de comunicación social y conducta e intereses. Para diagnosticar autismo, “los niños tienen que cumplir todos los criterios de comunicación social y por lo menos uno de conducta”, según Montserrat Pàmias.

 

Además de estos cambios clínicos, también se ha modificado la edad de diagnóstico en el autismo, el DSM-IV recomendaba que el niño tuviera 36 meses como mínimo para diagnosticar la enfermedad, mientras que la nueva actualización permite diagnosticar en niños más pequeños. “Es importante diagnosticar cuanto antes porque sabemos que hay tratamientos que funcionan muy bien cuanto más pequeños sean los pacientes”, comenta Pàmias.

 

Finalmente, en Psiquiatría Infantil aparece un nuevo trastorno, el disruptive mood disregulation disorder. Se ha creado porque, según Pàmias, durante “mucho tiempo se ha diagnosticado trastorno bipolar a niños muy pequeños”, y el nuevo trastorno servirá para clasificar a los niños que presentan “alteraciones del ánimo y de la conducta muy exageradas y prolongadas en el tiempo”.

“Este nuevo diagnóstico tiene menos evidencia científica que los demás cambios introducidos en el DSM-5”, reconoce la psiquiatra infantil, quien solicita a los expertos de este manual que “tengan más en cuenta las edades precoces” para que los profesionales que tratan a los niños no tengan que adaptar según su criterio los planteamientos del DSM a la atención infantil.

Imprimir

El TDAH ya tiene un ‘Expert White Paper’ europeo

. Posted in Últimas Noticias

el siguiente artículo está copiado íntegramente del siguiente enlace http://www.redaccionmedica.com/noticia/el-tdah-ya-tiene-un-expert-white-paper-europeo-2066 os recomendamos que accedais a él y pinchéis en los vídeos

PRESENTADO EN EL MARCO DEL PROYECTO PANDAH

El TDAH ya tiene un ‘Expert White Paper’ europeo

España lidera la petición oficial a la OMS de un Día Mundial dedicado al trastorno

Lunes, 27 de mayo de 2013, a las 16:54

Sandra Melgarejo / Imagen: Adrián Conde. Madrid

Este lunes se ha presentado en Madrid el Expert White Paper europeo sobre trastorno de déficit de atención con hiperactividad (TDAH), un documento que proporciona a los políticos nacionales y europeos recomendaciones para mejorar el diagnóstico precoz y medidas de apoyo para los afectados y sus familias. El TDAH afecta a alrededor de uno de cada veinte niños o adolescentes en Europa.

video: Fulgencio Madrid habla sobre el Expert White Paper y el Proyecto Pandah.

video: Javier Quintero detalla las medidas de acción recogidas en el libro blanco europeo del TDAH.

 

Según Fulgencio Madrid, presidente de la Federación Española de Asociaciones de Ayuda al TDAH (Feaadah), “no es casualidad que España sea el primer país en el que el libro blanco se presenta traducido”, ya que aquí se está desarrollando el Plan de Acción en TDAH (Pandah), “una iniciativa que busca sensibilizar a todos los estamentos para intentar incluir en la agenda política el TDAH”. Además, desde España se está liderando la petición oficial a la Organización Mundial de la Salud (OMS) de un Día Mundial del TDAH. Se espera que el Expert White Paper sea presentado en el Parlamento Europeo en noviembre.

Susan Young, profesora titular de Psicología Clínica Forense en el Instituto de Psiquiatría del King’s College Londres y una de las autoras del libro, ha detallado las cinco recomendaciones que recoge el documento: aumentar la concienciación acerca del TDAH; mejorar el acceso a un diagnóstico exacto y precoz, a través de la introducción de programas de identificación precoz e intervención en diferentes áreas (educativa, sanitaria, judicial y laboral); mejorar el acceso al tratamiento y desarrollar un abordaje multidisciplinar de apoyo y cuidados centrado en el paciente; implicar y apoyar a las asociaciones de pacientes; e impulsar programas de investigación centrados también en el paciente. En opinión de esta especialista, el título del libro, TDAH: hacer visible lo invisible, es “muy apropiado, ya que sólo se podrá hacer visible lo invisible a través de estas acciones”.

 

 

Fulgencio Madrid, Susan Young y Javier Quintero.

Por su parte, Javier Quintero, jefe de Psiquiatría del Hospital Infanta Leonor de Madrid, ha afirmado que “si se pusieran en práctica medidas de detección precoz, se reduciría muchísimo el impacto del TDAH”. En este sentido, el paper dedica un capítulo al impacto, costes y resultados a largo plazo del TDAH. Por ejemplo, Quintero ha identificado el fracaso escolar y el consumo de drogas en la adolescencia como los dos mayores riesgos asociados al trastorno. “El diagnóstico del TDAH es una oportunidad para corregir las dificultades y los riesgos que supone el trastorno para los niños y las familias”, ha destacado.

Imprimir

cambios del DSM V

. Posted in Últimas Noticias

   Cambios que incluye el DSM-5

 

     El pasado sábado 18 de mayo, la Asociación Americana de Psiquiatría presentó oficialmente la última versión del Manual Diagnóstico y Estadístico de los Trastornos Mentales (Diagnostic and Statistical Manual of Mental Disorders), conocido como DSM-5, en el marco de su congreso anual, celebrado en San Francisco (EE.UU.).

     Si bien la versión española de este manual no estará disponible hasta principios de 2014, avanzamos algunas de las novedades que incorpora.

    En relación con la anterior versión (DSM-IV-R), publicada en 1994, el DSM-5 incluye cambios asociados a la organización de los trastornos dentro del manual, basando su exposición en relación con su aparición en el ciclo vital, esto es, los trastornos del desarrollo primero y los neurocognitivos al final. A lo largo de todo el manual, los trastornos se enmarcan en cuanto a la edad, sexo y características del desarrollo del paciente, eliminándose el sistema de evaluación multi-axial, ya que creaba “distinciones artificiales”.

 

Sin embargo, son las novedades relativas a los diagnósticos específicos de los diferentes trastornos las que han centrado el interés de los profesionales y del público general.

A grandes rasgos, algunas de las modificaciones que presenta el DSM-5 son las siguientes:.

  • El Autismo y el síndrome de Asperger se encuentran ahora unidos bajo un mismo epígrafe: Trastornos del Espectro Autista. Esta categoría incluye además el Trastorno Desintegrativo Infantil y el Trastorno Generalizado del Desarrollo.
  • La incorporación de nuevos trastornos, tales como: el Trastorno por Atracón (personas que comen en exceso más de 12 veces en tres meses), el Trastorno de Excoriación (rascado compulsivo de la piel), el Trastorno de Acaparamiento (hasta ahora considerado un síntoma del Trastorno Obsesivo Compulsivo, y definido como la “dificultad persistente de desprenderse de objetos, independientemente de su valor"), el Trastorno Disfórico Premenstrual y el Trastorno Neurocognitivo leve.
  • El duelo no excluye el diagnóstico de depresión. Si bien el DSM-IV excluía dentro de la depresión a las personas que mostraban dichos síntomas tras la pérdida de ser querido en los dos meses anteriores, el DSM-5 omite esta exclusión.
  • La inclusión del Trastorno de Estado de Ánimo Disruptivo y No Regulado, que caracteriza a los niños "con irritabilidad persistente y frecuentes episodios de descontrol de conducta (rabietas), tres o más veces a la semana durante más de un año", con la finalidad de reducir el diagnóstico de trastorno bipolar en la infancia, cuya prevalencia se ha visto aumentada debido a que el DSM-IV-R incluía los problemas de irritabilidad crónica severa dentro de esta categoría diagnóstica y, a menudo, eran considerados por los profesionales sanitarios como un síntoma de manía en niños
  • El trastorno por consumo de sustancias se incorpora en el DSM-5 para agrupar los trastornos por abuso de sustancias y la dependencia de sustancias. Además, se ha creado una nueva categoría para recoger las “adicciones conductuales”, donde se incluye el Juego Patológico (antes recogido en la categoría de “trastornos de control de impulsos no clasificados”).
  • El Trastorno por Déficit de Atención con Hiperactividad se ha modificado levemente para recoger la posibilidad de su diagnóstico en la etapa adulta. En niños, se ha cambiado la edad de aparición para el diagnóstico de TDAH (ahora los síntomas deben aparecer antes de los 12 años, en vez de antes de los 7 años).
  • Los Trastornos de Ansiedad, los Trastornos Disociativos, el Trastorno Obsesivo Compulsivo y el Trastorno por Estrés Postraumático (antes unificados en el mismo epígrafe) se describen en apartados independientes, para legitimar su carácter distintivo.
  • El Trastorno por Estrés Postraumático incluye ahora cuatro grupos de síntomas para su diagnóstico: re-experimentación, hiperactivación, evitación y “alteraciones negativas persistentes en las cogniciones y el estado de ánimo”. Los umbrales de edad también se han modificado, así como los criterios que se aplican para su diagnóstico en menores de 6 años.
  • El Trastorno Depresivo Mayor incluye dos categorías que pretenden recoger con más exactitud la ideación suicida: desorden del comportamiento suicida y autolesión no suicida
  • La transexualidad deja de considerarse un trastorno mental

 

Más información en:

American Psychiatric Association

 

 

 

Imprimir

JESÚS EIRÍS, NEUROPEDIATRA DEL HOSPITAL CLÍNICO UNIVERSITARIO DE SANTIAGO

. Posted in Últimas Noticias

EL TEXTO QUE A CONTINUACIÓN EXPONEMOS ESTÁ SACADO ÍNTEGRAMENTE DEL SIGUIENTE ENLACE http://www.comunidad-tdah.com/noticia/el-diagnostico-es-una-noticia-excelente-porque-permite-una-intervencion-eficaz

 

JESÚS EIRÍS, NEUROPEDIATRA DEL HOSPITAL CLÍNICO UNIVERSITARIO DE SANTIAGO

“El diagnóstico es una noticia excelente que permite la intervención eficaz”

El especialista afirma que, por el contrario, la falta de diagnóstico conlleva

“un tránsito sin rumbo”

Redacción. Madrid

 

El neuropediatra Jesús Eirís lleva más de 20 años viendo a niños y adolescentes con TDAH, tanto en el ámbito hospitalario, en el Clínico Universitario de Santiago, como en su consulta privada. Asegura que, gracias a su amplia formación, está en condiciones de desterrar las preocupaciones infundadas, los falsos mitos y las mentiras que rodean a este trastorno, y aconseja a los padres de los niños y adolescentes con TDAH que eviten responsabilizarse de esta situación porque se trata de un problema intrínseco de sus hijos que nada tiene que ver con su cometido como educadores.

 

 

¿En qué consiste su trabajo con niños con TDAH? 

Intervengo en las vertientes diagnóstica y terapéutica. En la primera, a través de la entrevista clínica oportuna, recabando información del

paciente y de la familia, valorando informes escolares o de otros profesionales y procurando explicar de una forma comprensible el diagnóstico, procurando ganarme la confianza del niño o adolescente y propiciando un ambiente confortable que permita el planteamiento de las dudas y preocupaciones. En la segunda, aportando la información sobre las opciones terapéuticas disponibles en el momento actual, tanto psicoeducativas y de acomodación en el marco escolar y familiar, como farmacológicas. Este último aspecto es el que habitualmente hay que abordar con más tiempo y comprensión debido a las reticencias que puede generar en muchas familias.

¿Cuál es la importancia de una consulta como la suya en el abordaje del TDAH?

Creo que puedo ofrecer una formación amplia, labrada a lo largo de muchos años, y ponerla al servicio de los afectados y sus familias. Esto es importante para cualquier patología y fundamental en el caso del TDAH, un trastorno sobre el que mucha gente tiene ya una opinión preestablecida, dominada frecuentemente por preocupaciones infundadas, falsos mitos o, simplemente, mentiras. La participación a lo largo de muchos años en reuniones científicas, sesiones de divulgación, cursos o proyectos de investigación es vital para que las personas interesadas, afectados y familiares, puedan depositar en mí su confianza.

¿En qué situación llegan, tanto los padres como los niños, a su consulta?

No existe un patrón único de demanda en mi consulta, ni en la de nadie que se dedique a este cometido. Los motivos de consulta son tan variados como las manifestaciones del TDAH y habitualmente los niños presentan problemas de conducta, dificultades en su relación social o un bajo rendimiento académico, pudiendo darse cualquier combinación de estos problemas. El grado de preocupación familiar es muy elevado de forma habitual. Muchos padres consideran que han fracaso en su cometido como educadores y se responsabilizan de lo que no asumen como un problema intrínseco de su hijo. En este sentido, asunciones paternalistas previas por parte de algunos familiares, profesores y profesionales desde la Psicología la o medicina abonan la asunción de las dificultades como problemas ligados a una falta de autoridad o de educación familiar, a una “inmadurez” del niño o simplemente a la asunción de que “no todos los niños son iguales”.

¿En qué consiste el tratamiento?

El tratamiento conlleva habitualmente una pauta de intervención psicoeducativa y, en la mayoría de las ocasiones, también farmacológica. El paso inicial del tratamiento consiste en informar a la familia y al niño de lo que le ocurre, de una forma adaptada tanto al nivel de la familia como a la edad del niño. La simple información reduce el sentimiento de culpabilidad parental y ayuda a mejorar la confianza en el niño que ha llegado a dudar de su capacidad intelectual. La intervención de acomodación a las dificultades es fundamental, tanto en el ámbito familiar como escolar. Se trata de aportar algunas estrategias que permitan minimizar las consecuencias de las dificultades organizativas a través de fomentar un entorno predecible, planificado en sus horarios, en el que prime una actitud positiva de refuerzo de logros, evitación de estímulos inoportunos distractores, fragmentación de actividades, organización del tiempo libre y una serie de consejos y recomendaciones que se aportan por escrito a las familias y que se complementan habitualmente con recomendaciones bibliográficas oportunas.

Sobre el tratamiento farmacológico es de gran utilidad informar de forma sencilla sobre el origen de la disfunción a nivel cerebral, abordando el hecho de que algunas zonas cerebrales concretas no se activan de forma adecuada para algunas actividades, especialmente aquellas tediosas o sin recompensa inmediata y que, precisamente, el tratamiento ayuda a activarlas, recuperando una función que no se ha perdido pero que se ejerce de forma inoportuna, mediada más por factores dependientes del ambiente que de la propia voluntad. En este punto suelo explicar cómo el tratamiento farmacológico ha demostrado activar áreas cerebrales que intervienen en el control de las interferencias, la atención sostenida ante actividades con metas demoradas, el control de prioridades, la toma de un tiempo antes de responder o el análisis de opciones entre otras.

Del mismo modo, con un esquema sencillo se explican las opciones disponibles y el porqué de una determinada elección en cada caso particular. La anticipación de los efectos secundarios más habituales es también esencial y permite afrontarlos de una forma más eficaz, favoreciendo el cumplimiento terapéutico.

¿A qué mitos o falsas creencias se tiene que enfrentar?

En general los más habituales son que el TDAH es una moda y que ahora todos los niños lo tienen, que lo que pasa es que es un malcriado, inmaduro o que si quisiera podría hacer bien las cosas, y en especial a todos los prejuicios relacionados con el tratamiento. El que habitualmente preocupa más a las familias es el relacionado con la creencia de que le va a ocasionar adición. Lo relativos a los problemas de alimentación no adolecen de más veracidad, pero en general son sobrestimados por las familias. Lo mismo podríamos decir de la hipotética repercusión en el crecimiento o en el patrón de sueño. Otros prejuicios habituales son los que proceden de profesionales de diferente dedicación e incluyen la incompatibilidad del tratamiento con los tics o la epilepsia y la creencia por parte de algunos de que en cualquier caso la eficacia, de obtenerse, será siempre pasajera y el niño se adaptará al medicamento y éste terminará por no funcionar. En este aspecto, en la primera visita ha de intentar detectarse la opinión de los padres y del niño o adolescente sobre estos aspectos e intentar aclararlos.

¿Qué consejos da a los padres de niños con TDAH?

Hay algo que suelo enfatizar. Algunos padres reaccionan con culpabilidad ante el diagnóstico, especialmente tras años de problemas recurrentes y con actuaciones inadecuadas. Otros lo hacen como si se enfrentasen a una realidad, no asumida hasta entonces, que cierra las expectativas de desarrollo de su hijo. Especialmente, a estos les refuerzo la idea de que el diagnóstico es una noticia excelente, pues permite aplicar una intervención específica que se ha mostrado claramente eficaz, mientras que el no diagnóstico conlleva un tránsito sin rumbo. Sin ocultarles la realidad, intento ser positivo sin dejar de lado que los problemas seguirán durante mucho tiempo, a veces años, y que es fundamental mantener controles regulares para optimizar el tratamiento, tanto las pautas farmacológicas como las psicoeducativas. En mi medio, aconsejo encarecidamente el contacto con algunas asociaciones de padres cuya orientación e intervención comparto.

¿Dónde estamos?

CAI ESPERANZA DE TRIANA

C/Pureza nº 55  1ºplanta

41010. Sevilla.